martes, 24 de julio de 2007

Oficina virtual de Gas Natural

Junto a la factura del gas me envían publicidad de la oficina virtual de Gas natural. Intento darme de alta. Me piden los últimos nosecuántos números de la factura, de mi NIF, de mi número de cuenta, de mi póliza y de más cosas que no sé ni lo que son. Tres pantallas de datos que tengo que buscar en papeles e introducir en sus casillas. Cuando acabo de rellenarlas y consigo darle al último botoncito de aceptar sale una pantalla con un rótulo que dice “LO SENTIMOS, NO PODEMOS ATENDERLE EN ESTE MOMENTO”. Vaya banda. Tantos años dando largas por teléfono con esa muletilla que ya no pueden deshacerse de ella y la utilizan hasta para cuando falla un servicio automático que es evidente que no depende en absoluto de si hay alguna persona para atenderme en ese momento. Busco un contacto para avisarles del bug (suponiendo que lo sea) y me sale otra pantalla que me pide mi CUPS y de nuevo mi NIF. Los introduzco (después de enterarme de qué cojones era eso de mi CUPS). Ahora me dicen que no estoy dado de alta en el servicio con lo que no puedo preguntar ni informar de ninguna incidencia. Vale, majos. Seguid enviándome la factura en papel y seguid enviándome a leer el contador al maleducado que martillea el timbre de mi puerta como un histérico una vez cada dos meses.

Publicar un comentario